ofec-952x450

No siento nada…

No siento nada, voy flotando en el aire… él y el ambiente, son dueños de mi cuerpo. Las luces brillantes fosforescentes… Camisetas, símbolos… gritos, caras… todos, todos pasan burlándose de mi vista… mi oído… mi tacto… Ya me he perdido, no hay luces, no hay nada, solo silencio… Mis manos actúan solas, el coche se abre, se desliza el suave volante por mis manos, me recuesto, miro hacia delante… nada… sigo moviéndome por voluntad del destino, nada me lleva… las ruedas giran y giran, se oye como rozan el asfalto… una curva, y de pronto… solo aire, ni fuerza, ni dolor, ni mucho menos voluntad…relajación, no siento nada… el agua invade mi cuerpo… reacciones lentas, me ahogo… no creo que vuelva… vuelve por unos instantes a mi la lucidez mental que tuve algún día… yo me conduje a esto. Lo sabia, todos lo sabían, había llegado… ahora solo tenía que dejarme llevar, a la oscuridad… como el humo a mis pulmones… como el relax de tantas y tantas veces llegó a mis músculos… no tengo voluntad.